CIC Colectivo La silla

CIC Colectivo La silla
Chile

lunes, 4 de febrero de 2008

C. K. Stead - Nueva Zelanda, 1932 - Oceanía

H/oración

Los días que corren, ellos corren
manteniendo la cuenta ante nuestros rostros
Licinius, y la Muerte
con sus dientes de fluoruro
y el famoso y aburrido torso
siempre han de triunfar.

Nosotros que vivimos
pagando nuestras deudas al sol
en un istmo fructífero
entre dos puertos -
¿qué podremos ofrecer como soborno
a aquel cráneo de ojos secos
en el río más oscuro?

¿De qué valió escapar
a la guerra y al peor de los climas?
Pronto su alegre Señorío
doblegará nuestras rodillas.
Los últimos labios
habrán sido besados,
la última carrera corrida
y en nuestros sótanos
las mejores botellas
pertenecerán a otro.
Juntos entonces
Licinius
practiquémoslo osadamente
diciendo adiós
y queriendo decirlo para siempre



América: la película

Hay una película premonitoria
quizá de Robert Altman
que termina con sapos
cayendo del cielo -
una tormenta, un aguacero,
un Viejo Testamento lanzando
sapos acrobáticos -
y en caso de que pienses
que su historia se desliza
hacia el reino de lo irreal
él tiene un muchacho, un niño prodigio,
uno que lo sabe todo,
sonriendo, diciendo ‘Sí, esto sucede!’

Septiembre Once fue así -
formas diminutas que fueron cuerpos
un todo de brazos y piernas
lanzándose abajo.
Habíamos ido de gira
a las cuestas de piedras blancas
arriba de Mausanne-les-Alpilles
y regresamos a casa a verlo,
a verlo como se ve una película,
su horror, su áspera justicia.

Nueva York parecía estar en llamas.
‘Sí, ¡esto pasa!’
Americanos
cayendo del cielo.



Este tiempo

Éstas son las estrellas de la poesía
Demasiado buenas para ser verdaderas
por sobre las colinas
Y en la bahía colmada hasta el borde.

Y ésta la última moneda
El muerto intercambio–
El silencio.

¿Desatornillaste tus oídos?
¿Los guardaste para bien?
No. sácalos de la inmovilidad.
No eres un espíritu.
Escucha.
El rocío se recoge al borde y
Gotea. Gotea
Sobre escarchadas hojas.

Incluso tan pequeños
vocablos cristalinos
hablan del tiempo.

Cuéntalos.
Siéntete afortunado.

Traducciones de Raúl Jaime Gaviria





BREVE RESEÑA:

C. K. Stead Nueva Zelanda, 1932. Es uno de los más famosos escritores de su país. Ha publicado 12 libros de poesía, nueve novelas, dos colecciones de historias cortas, seis volúmenes de crítica literaria, entre otros textos. Ha ganado en varias ocasiones el New Zealand Book Award, tanto por su obra poética como por su obra en prosa. Profesor emérito de la Universidad de Auckland. En 1986 publicó un libro de ensayos sobre Pound, Yeats y Eliot. Obra poética: Whether the Will is Free, 1964; Crossing the Bar, 1972; Quesada, 1975; Walking Westward, 1979; Geographies, 1982; Paris, 1984; Between, 1988; Voices, 1990; y Straw Into Gold: Poems New and Selected, 1997.